viernes, 24 de septiembre de 2010

La genialidad de lo incorrecto

La genialidad de lo incorrecto

Salirse de los moldes a veces no es bien visto. En la vida diaria puede ser motivo de condena social, pero en el arte ya ha escalado varios puestos hacia la cima y en algunas especialidades se considera una genialidad.  En la literatura el proceso es más lento y aunque puede ser genial, también  sabe ser muy peligroso. Será genial si lo que escribes es muy bueno, y peligroso si queriendo innovar, subes demasiado el fuego y quemas la torta. Al menos, si podemos fundamentar por qué la torta está quemada y creamos una teoría alrededor de nuestra innovación, quizá se le olvide al lector y al crítico el sabor de lo amargo y encuentre en el carbón el origen lejano del brillante que lo habita, brillo, que nosotros vemos desde el inicio.

A quien le gusta  andar por donde no pisó nadie, y piensa que lo mejor es pisar sobre el pasto largo, donde no hay rastro, para hacer su propio camino, ese es un visionario merecedor de que al menos le prestemos atención; pues, en lo "incorrecto", este visionario busca la genialidad. Crear desde el inicio nos convierte en dioses, con todo el peso que esto significa. Investigar nuevas técnicas, y colores para que las imágenes y sensaciones de nuestra literatura hagan caminar descalzo sobre el pasto largo y mojado, al lector, aún corriendo el riesgo de  encontrarse con algunas sorpresas desagradables, puede ser positivo. Porque un camino recién hecho quizá tenga piedras, pero en el viaje siempre habrá nuevos paisajes disfrutables.

Lo incorrecto para algunos, puede ser , para otros, un motivo de orgullo y usado de buena manera, sin que dañe a nadie, quizá llegue a ser una genialidad. Vivir con los ojos puestos en el futuro, sin olvidar lo que hemos aprendido, nos hace avanzar ignorando los obstáculos que vayamos encontrando. Siempre hacia delante creando nuestro camino…y lo "incorrecto" será tan solo una prueba, que superada, se convertirá en nuestro maestro.

  Sandra Gutiérrez Alvez

Safe Creative #1007230004654

Derechos del niño

20 de noviembre
DÍA MUNDIAL DE LOS DERECHOS DEL NIÑO.


Los derechos del niño destacan estos principios fundamentales:

*. Derecho a la igualdad, sin distinción de raza, religión o nacionalidad.
*. Derecho a una protección especial para que puedan crecer física, mental y socialmente sanos y libres.
*. Derecho a tener un nombre y una nacionalidad.
*. Derecho a una alimentación, vivienda y atención médica adecuadas.
*. Derecho a educación y atenciones especiales para los niños física o mentalmente disminuidos.
*. Derecho a comprensión y amor por parte de las familias y de la sociedad.
*. Derecho a una educación gratuita. Derecho a divertirse y jugar.
*. Derecho a atención y ayuda preferentes en caso de peligro.
*. Derecho a ser protegido contra el abandono y la explotación en el trabajo.
*. Derecho a recibir una educación que fomente la solidaridad, la amistad y la justicia entre todo el mundo.

"Convención sobre Derechos del Niño"
Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión; este derecho incluye la libertad de cambiar de religión o de creencia, así como la libertad de manifestar su religión o su creencia, individual y colectivamente, tanto en público como en privado, por la enseñanza, la práctica, el culto y la observancia.
Declaración de los Derechos Humanos Art 18
"Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona".
Declaración de los Derechos Humanos Art. 3